Facebook Twitter Google +1     Admin

Capa de Ozono: Un dilema exigente de más acciones

20130916143537-capa-2.gif

Por Ricardo R. González

Cuando el mundo dedica cada 16 de Septiembre a la protección de la Capa de Ozono es triste saber que su agujero sobre la Antártida mantiene iguales dimensiones a las de un año atrás, y según predicciones pudiera incrementarse algo más antes de que 2013 se despida de nosotros.

Sin embargo, no todas resultan noticias desagradables, ya que Cuba será el primer país de América que disponga de una planta para el tratamiento de aquellos gases que atenten contra este sistema de protección natural.

Será en la fábrica de cemento de Siguaney, ubicada en la provincia de Sancti Spíritus, e incluirá las acciones contra diversos tipos de tóxicos en lo que se considera un proyecto muy amplio por parte de los especialistas.

Lo que inició a manera de fábula en torno a este agujero ha desplazado el mito de la ciencia ficción. Entre 1985 y 1986 los descubrimientos afianzaron la urgencia del problema, a tal punto que en la Antártida ha ocurrido una considerable reducción de dicha capa a partir de 1979, cuya dimensión simula el doble de la superficie de los Estados Unidos o la profundidad del monte Everest.

La destrucción de la capa de ozono provoca alteraciones en el ADN, así como el aumento de enfermedades infecciosas, la inactividad de las vacunas, al tiempo que causa irregularidades notorias en el sistema inmunológico.

Otras de las secuelas se circunscriben a los daños oculares, cataratas y cegueras, a las afectaciones a los ecosistemas, y a las neoplasias dermatológicas, fundamentalmente en áreas con mayores exposiciones a la luz solar.

Si bien cada 16 de Septiembre se llama a la cordura, no bastan 24 horas, a tenor de que la vida es fuente de esperanzas y todos los que hacen por ella deben pensar en el espacio de los que están y preservar el de aquellos que vienen detrás.

Que existan montañas, ríos, glaciares, aire descontaminado… constituye privilegio deseado y patrimonio —devenido obligación— de los que un día arribaron al Planeta a fin de conocer las dichas y sinsabores de la existencia.

También puede ver este material en:

http://ricardosoy.wordpress.com

https://twitter.com/cibergonza

Comentarios > Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris
Plantilla basada en el tema iDream de Templates Next