20170605222035-05-trillizos-sc.jpg

En el momento del egreso junto al doctor Orlando Molina Hernández y a otros representantes de la Salud.

Por Ricardo R. González

Fotos: Ramón Barreras Valdés

Al filo del mediodía de este 5 de junio Roberto, Ricardo y Reude Martínez Águila dijeron adiós al hospital universitario ginecobstétrico Mariana Grajales de Santa Clara para marchar hacia su hogar.

Las criaturas egresaron con un peso satisfactorio, según explicó el doctor Orlando Molina Hernández, al frente del equipo de Cuidados Neonatales que brindó asistencia tanto a la madre como a los pequeños en esta última etapa.

Los trillizos nacieron el pasado 16 de mayo luego de la cesárea realizada a Yesenia Águila García de 26 años, quien cuenta con dos varones anteriores de ocho y seis años.

Antes de abandonar la institución ginecobstétrica Yesenia declaró a Vanguardia que había realizado un embarazo normal desde las 12 semanas en que el ultrasonido reflejó que se avecinaba una triple partida.

Este alumbramiento de gemelares triples ocurrió a las 35 semanas de gestación, previo al ingreso materno durante el último período gestacional.

Antes de la partida Ricardo se acogió a los beneficios de la lactancia materna.

Entre las causas que provocan embarazos gemelares figuran la poliovulación femenina, las tensiones nerviosas, el tratamiento por infertilidad, el uso indiscriminado y sin prescripción de anticonceptivos orales, y la tradición hereditaria por vía materna o paterna.

De acuerdo con los estimados debe ocurrir un nacimiento triple cada 7 200 alumbramientos. De 2010 hasta la fecha el principal centro materno del territorio totaliza 12 partos de trillizos que corresponden con las estadísticas.

Y a pesar de la realidad aun Yesenia no puede creer que tiene cinco hijos, por lo que comienza la nueva historia desde su hogar manicaragüense.

También puede ver este material en:

http://ricardosoy.wordpress.com

https://twitter.com/riciber91