Facebook Twitter Google +1     Admin

Copa Mundial de Fútbol 2010 (Parte III)

20100605140246-rooneyd.jpg

La colega periodista de Vanguardia, Mayli Estévez Pérez, analiza lo que, a su modo de ver, ocurrirá en el Grupo C

 

¡Elemental Watson!

 

Por: Mayli Estévez Pérez  

 

La vieja dupla de Sherlock Holmes y Watson, han resuelto otro acertijo para Scotland Yard y le adelantaron que los de casa se llevarán la punta del apartado C, dentro del clásico futbolístico del próximo verano. Pero es que sin demeritar la suspicacia investigativa de estos personajes, el once de «los tres leones» es archifavorito para dejar unos pasos atrás a los Estados Unidos, Eslovenia y Argelia.  

 

El temor de los ingleses fuera de casa (han ganado solo una copa y fue en sus predios en 1966) parece escabullirse esta vez entre Rooney, Peter Crouch y el suertudo DT Fabio Capello.

 

Hasta viejos lobos, como Zagallo (astro con la verde amarela) y el francés Michel Platini, presidente de la UEFA, vislumbran a los «tres leones» incluso, disputando la final del 11 de julio. Lógica que comparto a medias, pero a la que le resta camino y partidos por recorrer, así que privo a los lectores de la polémica por anunciar campeón a 37 días del pitazo inicial.

 

De vuelta a la cuerda de la fase de grupo, el paisaje para Inglaterra se aleja de la neblina y humedad recurrente de su clima, para trasmutarse en un cielo despejado y boleto visible a la segunda ronda. Cual meteorólogo experto, el saggio Capello (conquistó títulos de liga en su Italia natal y con el Real Madrid, en España) atravesó sin contratiempos la turbulenta fase clasificatoria, rumbo al Mundial, ya que ganaron nueve de los 10 partidos disputados y marcaron más goles que nadie en Europa (34). Aunque lo felinos de la reina Isabel II sufrieron la pérdida de algunas luminarias por lesiones, como Michael Owen y David Beckham, con la nómina que exhiben, el palmarés que le precede y las ideas mágicas de Capello, las opciones se multiplican.

 

Otro conjunto que posee encamados por prescripción médica hasta estos días y sostiene un papel de “actor secundario” en este grupo, es la antigua colonia inglesa: Estados Unidos.

 

Desde 1994, el once de «las barras y las estrellas» está fijo en el Mundial, con un juego estable, y un Landon Donovan como apuesta a escalar posiciones en esta versión. El «capitán América» es el “botín pensante” de esta escuadra y todo ha de consultarse con él.

 

Por lo fundamentado, y luego de que Estados Unidos, en la Copa Confederaciones del 2009, fuese el equipo sorpresa (derrotó a España en semi y estuvo venciendo a Brasil por la disputa del título todo el primer tiempo, dos dianas a cero) considero que si no le pagan con la misma moneda de lo “inesperado”, los estadounidenses tendrán asiento en octavos de final y la CONCACAF otro representante en esa fase. Pero y ¿pudiera haber resultados “inesperados” en este grupo? Confieso que lejos de disfrutar los triunfos de favoritos cantados, enfilarme en la caza de los elencos sorpresas es un hobby inevitable, y en este apartado, puede descollar uno.

 

Es la selección de un país de solo 2 millones de habitantes, que por su trayectoria en las eliminatorias se convirtió en la «matagigantes» europea. Eslovenia sacó de juego a Polonia, la República Checa y Rusia, mientras convertía a su defensa en la más hermética de esa zona geográfica (por encima de los holandeses, siempre punteros en ese aspecto). El once esloveno acumula mucha juventud en su formación regular, aunque el capi Robert Koren lleva buen tiempo en el fútbol inglés y su artillero Novakovic en el alemán. Así que apoyados en un juego colectivo, los balcánicos pudieran terminar temprano con las ilusiones norteamericanas.

 

En la retaguardia quedan los llamados «zorros del desierto» quienes desde 1986 no asistían a la fiesta grande de los goles. Argelia eliminó a Egipto en la repesca y se coló en Sudáfrica, pero sin desestimar esfuerzos (si vencieron a las momias, algo tendrán), creo que al conjunto verde le colgaron un cartelito de comparsa. Habrá que ver si el “jeque” Rabah Saadare, director técnico de los árabes sabrá a que portería rival gritarle: ¡Ábrete Sésamo!, para colarse en octavos.

 

La próxima escala, en este tour comentado de los grupos en porfía por la Copa Mundial de Fútbol, tiene sitio en el apartado D, que ostenta el cliché de “la muerte” para muchos. ¿Se suma?

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Comentarios > Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris
Plantilla basada en el tema iDream de Templates Next