Facebook Twitter Google +1     Admin

No solo de papa vive Villa Clara

20100812030952-papa-web.jpg

La provincia lleva tres años consecutivos como la más destacada a nivel nacional en la cosecha del tubérculo.

Por Ricardo R. González

Foto: Archivo

Aunque Villa Clara resulte la provincia más estable en la producción agrícola, y obtenga los rendimientos más altos en el cultivo de la papa a nivel nacional, una máxima advierte que no es todo color de rosa, y que para sobrevivir hace falta mucho más que el preciado tubérculo.

No obstante, la papa logró rendimientos de 23,4 toneladas por hectárea en este año que garantizaron los suministros a los 13 municipios existentes en la provincia, así como los compromisos con otros destinos planificados.

Un repaso a las 29 empresas villaclareñas dedicadas a la Agricultura, con más de 108 mil trabajadores; de ellos, el 26 % mujeres, advierte la correspondencia, con el talento científico en cuestiones de siembra, y prueba de ellos son los vínculos con el Instituto Nacional de Investigaciones en Viandas Tropicales (INIVIT), la Universidad Central Marta Abreu de Las Villas, y el Instituto de Biotecnología de las Plantas (IBP) a fin de buscar el material genético de alto potencial capaz de incrementar los resultados.

Por otro lado, el Ministerio de la Agricultura (MINAG) pone su mirada en una de las debilidades del territorio centrada en el cultivo de arroz para lo que ya existen 6 mil 300 hectáreas sembradas que deben llegar a 9 mil en los que resta de año, ante una demanda provincial de consumo ascendente a 31 mil toneladas.

Según declaraciones de Enel Espinosa Hernández, delegado del MINAG en Villa Clara, se debe cubrir en el 2010 el 50 % de esta demanda, y sobresalen los municipios de Encrucijada, Sagua la Grande, Camajuaní y Santo Domingo que una provincia que no despunta en la tradición de este cultivo.

Otro renglón no descuidado es la producción de frutales, con más de 5 mil 470 hectáreas, y 568 por encima de las existentes el año precedente, mientras el Decreto Ley 259 (entrega de tierras ociosas) arrojó 124 mil 482 hectáreas disponibles, y hasta cierre de julio, se habían otorgado unas 73 mil destinadas a fomentar los cultivos varios y la ganadería. Así la provincia se convierte en la segunda del país, después de Camagüey, que mayor cantidad de tierras ociosas ha entregado.

Sin embargo, grandes retos recaen sobre la rama agrícola que llama a incrementar los rendimientos productivos en diversos cultivos, sin apartarse de la eficiencia ganadera mediante la correlación litro de leche por vaca.

Tampoco se descuidará la producción porcina, con un déficit de 300 toneladas hasta el cierre de junio, en tanto la miel de abeja aparece entre las opciones que reporta incumplimientos en los planes previstos.

Una revitalización general en cada renglón a tenor de que no solo de papa vive Villa Clara.

Comentarios > Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris
Plantilla basada en el tema iDream de Templates Next