Facebook Twitter Google +1     Admin

Silvio, el nuestro

20100608141805-silvio-rodriguez-2.jpg

Por Ricardo R. González

La libertad de los Cinco antiterroristas cubanos presos injustamente en cáceles norteamericanas hace más de 10 años, resultó uno de los pronunciamientos del cantautor cubano Silvio Rodríguez Domínguez durante la gira que realiza por importantes ciudades de los Estados Unidos.

 

Ellos sufren  «condenas completamente absurdas, tengo entendido que con muchas irregularidades en sus procesos, porque fue un juicio con mucha incidencia política en el momento que ocurrió, era un momento en que había crispación,» según consigna un despacho de la agencia Prensa Latina.

 

Silvio llegó procedente de Puerto Rico, aun envuelto en la oleada de solidaridad y admiración con que lo acogió el público de San Juan el domingo último, en un auditorio repleto hasta el tope donde unas 10 mil personas puestas de pie le tributaron, en varias ocasiones, una cerrada ovación.

 

Luego se presentó en el famoso Carnegie Hall, de Nueva York, cuyas localidades se agotaron con celeridad días atrás.

 

Al referirse a la actual gira estadounidense, dijo que aunque admira a Estados Unidos en muchas direcciones y sentidos, había perdido la fe en visitar este país, cuya música ha influido, como lo hizo el cine, en su obra.

«Pedí visas unas veces para cantar, otras por razones privadas y nunca me la dieron. Habíamos insistido bastante; incluso la última vez de una manera muy lógica, relató, porque la familia de Pete Seeger me había invitado, y era una ocasión apropiada para descongelar esa situación que había»".

Al referirse a la política de Estados Unidos hacia Cuba, expresó que ha cambiado un poco: «Me parece, sostuvo, que sería muy importante que levantaran el bloqueo, no sólo para recomenzar las relaciones entre Estados Unidos y Cuba, sino para hacer un replanteo de la vida interna de los cubanos. Eso nos ayudaría mucho también, creo yo».

Reconoció que el presidente Barack Obama planteó, antes de tomar posesión, una visión diferente hacia Cuba; sin embargo, consideró que durante su mandato las cosas no van a cambiar».

Como lo ha hecho innumerables ocasiones anteriores, Silvio reiteró su fe en la Revolución cubana y en sus conquistas y logros sociales, mas para seguir manteniendo, incluso, eso se hace necesario, opinó, «evolucionar en algunos aspectos».

El autor de Ojalá, Unicornio, Te doy una canción, y La era está pariendo un corazón, manifestó su solidaridad con los latinos y dijo que la ley de Arizona «es una ley controvertida, dura, que prácticamente desata es una persecución; mal pensada, mal concebida y por eso ha despertado tal rechazo».

 

Comentarios > Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris
Plantilla basada en el tema iDream de Templates Next